Una vez más, la crisis económica ha obligado a muchos ciudadanos a cambiar su modo de transporte en busca de uno más barato. Es por esto que la bicicleta se está convirtiendo en parte de la estampa de algunas grandes ciudades en España. Su uso, cada vez más habitual, ha impulsado la creación de la Red de Ciudades por la Bicicleta, que, a su vez, ha puesto en marcha el Biciregistro con el objetivo de evitar su robo.

Las bicicletas son ya parte de la estampa de grandes ciudades.

Las bicicletas son ya parte de la estampa de grandes ciudades.

Se trata de un sistema informativo estatal de registro único de bicicletas que va a permitir identificarlas por medio de unos adhesivos especiales en el que consta el código exclusivo para marcar el bastidor. Estas pegatinas no son unas pegatinas normales. Están fabricadas con un material de muy difícil extracción que, además, si se intentan quitar, dejan el código gravado en el bastidor, sólo visible bajo luz ultravioleta.

El listado a nivel nacional recoge todos los datos, facilitando la identificación de todas las bicicletas, su recuperación en caso de robo o extravío y dificultando el comercio ilegal.

Por otra parte, el Gobierno andaluz ha aprobado el plan de la bicicleta hasta el año 2020 que prevé el diseño de una red de más de 5.100 kilómetros de vías ciclistas por toda la comunidad autónoma.

Desde la Consejería andaluza de Fomento y Vivienda se espera que con esta red uno de cada diez desplazamientos semanales obligados, que son los que se estipulan desde el domicilio al centro de trabajo, se realice en bicicleta.

El plan se desarrollará en las ocho capitales andaluzas y en los municipios gaditanos de Jerez y Algeciras. Sin embargo, se abre la posibilidad también para las localidades de más de 20.000 habitantes, a los que la Junta de Andalucía sufragará el 75% del coste del trazado.

A %d blogueros les gusta esto: